viernes, 15 de febrero de 2013

Casera Atómica + Julito. Pico de la Miel. Cabrera

Anticiclón brutal el de estos días, sol de invierno y yo aún con el dedo inflamado... el ansia nos puede, así que una escapadita el viernes por la mañana para hacer alguna vía que no haya que tirar mucho de dedos en la Cabrera.
Javier Martín comienza el primer largo de la Casera Atómica en el Pico de la Miel, la cabrera.
Quedamos a las 9,30h. en bar del cancho Javi y yo. Tengo que estar a las 15h. en Madrid, así que tampoco nos sobra mucho tiempo... nos tomamos un cortado para darle gaaaassss al cuerpo. Empezamos a escalar a las 10,15.
Pablo Velasco comienza el segundo largo de la Casera Atómica en el Pico de la Miel, la cabrera.
A primera hora hace algo de fresco y en el pico siempre corre el viento. Así que nos vamos a una clásica: La Casera Atómica, saliendo por la variante Raquel (a la Guirles Campos), los croquis del pico los podéis descargar del blog: escaladores de la cabrera, pincha aquí.
Pablo Velasco comienza el segundo largo de la Casera Atómica en el Pico de la Miel, la cabrera.
Como Javi no la había escalado antes, le dejo el primer largo y el último que son de disfrutar metiendo cacharros. La verdad es que es una combinación estupenda para subir en 3 largos al hito del Pico de la Miel.
Javi remonta el segundo largo de la Casera Atómica en el Pico de la Miel, la cabrera.
En el murete del segundo largo se nos quedan las manos un poco tiesas porque aún había una parte a la sombra y las fisuras tenían algo de agua. El tercer largo por el sistema de fisuras verticales, aunque fácil, es muy disfrutón... para mi de los largos más bonitos que hay en el pico de autoprotección entero.
Javi comienza el tercer largo de la variante Raquel (a la Guirles) en el Pico de la Miel, la cabrera.

Javi comienza el tercer largo de la variante Raquel (a la Guirles) en el Pico de la Miel, la cabrera.
LLegamos a la cima y bajamos andando rápido, como no nos queda mucho tiempo decidimos hacer la Julito en dos largos.
Javi comienza el primer largo de la Julito en el Pico de la Miel, la cabrera.

Javi comienza el primer largo de la Julito en el Pico de la Miel, la cabrera.



Risas y cachondeo, subimos rápido y con la cuerda de 80, en dos largos estamos arriba. Desde ahí rapelamos hasta el suelo, en tres tiradas porque no nos llega al suelo.
Pablo comienza el segundo largo de la Julito en el Pico de la Miel, la cabrera.

Pablo comienza en la tercera reunión de la Julito en el Pico de la Miel, la cabrera.
LLegamos al suelo, son las 13,15h. y con casi todo el material ya ordenado, hacemos la mochila rápido y bajamos para el coche corriendo. A las 13,35h. salgo para casa... me da tiempo a ducharme porque desde allí bajo en moto hasta Madrid... llego puntual a mi cita de las 15h. y con una sonrisa de oreja a oreja.
Javi y Pablo antes de empezar a bajar al coche corriendo.
La verdad es que empezar así el fin de semana mola mucho. Un placer.

sábado, 9 de febrero de 2013

Vía Herreros a la cuarta buitrera. Pedriza invernal

El pájaro con las Torres al fondo.
Mañana fria con viento y mucho hielo en los caminos de la Pedriza, aunque dudamos un poco antes de subir a las buitreras, decidimos que lo importante hoy era disfrutar del paseo y si trepamos bien y si no es posible, pues unas risas y de vuelta a casa.... que nos esperan para comer!
Alberto y Jorge subiendo por la autopista
Alberto y Jorge pasan a buscarme por casa a las 8h., así que a las 8,45h. empezamos a andar desde cantocochino. La verdad es que la pedriza posterior parece que va a estar en condiciones hostiles...
Las buitreras y el hueso de la Pedriza
Aunque de vez en cuando sale el sol tímidamente... hoy va a calentar poco, por lo menos por la mañana.
Pablo empezando el primer largo de la Herreros
La sensación térmica es muy fria, con rachas de viento que nos congelan los pies y las manos. Subimos como los clic de famobil, las manos y pies parecen de corchopan.
Jorge asegurando
Nos ponemos toda la ropa que tenemos para combatir el frio, pero las manos y los pies congelados no ayudan mucho cuando escalas... Menos mal que el cachondeo no se pierde en ningún momento y eso lo hace más llevadero.
Primer largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza
Tengo que pararme en varios reposos para meterme las manos en los bolsillos del forro.
Primer largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza
Me pongo los guantes después del árbol y sigo por la fisura, así al menos cuando meto las manos dentro de la fisura o toco la nieve que hay en las repisillas... parece que voy más protegido. Al llegar a la reunión me pongo la chaqueta que llevo en el arnés y me duelen las manos a morir... los pies no vuelven.
La maza vista desde las buitreras
Empiezan a escalar los dos y en breve llegan arriba, eso sí, ya no se rien tanto... llegan con las manos y pies congelados.
Jorge remontando el primer largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza

Alberto y Jorge remontando el primer largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza

Jorge remontando el primer largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza




Jorge remontando el primer largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza

Jorge remontando el primer largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza
Estamos como tres "polos" en el frigorífico, nieva un poco, la verdad es que no dan muchas ganas de seguir para arriba... pero después de unos chistes, parece que nos animamos y mandamos a Alberto a explorar el largo que vimos desde abajo reluciente....jejejeje
Alberto comenzando el segundo largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza

Alberto comenzando el segundo largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza

Alberto comenzando el segundo largo de la Herreros en la cuarta buitrera de la pedriza
Alberto comienza el segundo largo, asegura la fisura a cañón y llega a un par de clavos para hacer una travesía a la derecha y situarse debajo de la fisura de salida. La fisura brilla... hay hielo. Así que deshace el camino y vuelve a la reunión, si nos liamos por ahí hoy no llegamos a la comida por el 96 cumpleaños de mi abuela Macrina.
Cuando nos vamos sale el sol....
 En un rapel de 30 metros llegamos al suelo, recogemos, desentumecemos los dedos de los pies y empezamos a bajar hacia cantocochino. Como siempre, cuando te bajas, sale el sol...
Volvemos rapidito a cantocohino
En unos 45 min. estamos de nuevo en el coche, son las 12:45h. bajando nos cruzamos con Papila y unos cuanto colegas que suben para aprovechar las horas de sol de la tarde... mejor estrategia, si no tienes que compromisos familiares...
Pablo, Jorge y Alberto después de escalar en las buitreras
La verdad es que venir sin presiones por encadenar, sin que te examinen, sin un objetivo claro que escalar, ni na de na, sólo para echar la mañana con los amigos  y divertirnos como antes... merece mucho la pena, porque repones las pilas del alma, que aunque no son alcalinas, hay que recargarlas.
Salud


Croquis de la via herreros que he encontrado en el blog del cantochino, pincha aquí.

domingo, 3 de febrero de 2013

Yelmo, hielo y Erik

Erik con el Yelmo a tan sólo 10 minutos

Últimamente no he actualizado mucho el blog, entre las pruebas de acceso al TD2 de Alta, el trabajo, la FMM y que tengo una familia... y de eso va este post; Erik este finde me dijo que estaría bien subir hasta el Yelmo, que ya tiene 8 años y que siempre le hablo de subir allí y todavía "na de na".....
Chocolate con churros para coger fuerzas, hoy hará frio en la pedriza....
El dia anterior dejamos preparada la mochila, algo de comida, agua, ropa, frontal para entrar en los vivacs, etc. Nos levantamos a las 8h. desayunamos en Manzanares y a las 9,30h. estábamos en cantocochino para empezar a subir. La sensación térmica era bastante fria.
Erik comenzando la subida al Yelmo desde cantoco
La subida por el barranco de los huertos es muy fria a primera hora, no da el sol y había ráfagas de viento. Pero poco a poco conseguimos llegar a la gran cañada donde el sol nos esperaba.
La gran cañada y el pueblo de Manzanares
El camino tenía muchas zonas congeladas que nos hacían ir despacio por precaución, en un par de horas más 20 minutos de paradas conseguimos llegar a la pradera del Yelmo.
Prueba conseguida! Erik ha llegado hasta la base del Yelmo
Aunque llevábamos una pequeña cuerda y su arnés para subir por el callejón, ni nos acercamos a verlo puesto que según estaba la subida la cara norte debería estar con mucho hielo y nieve... así que lo dejamos para otra ocasión.
Erik jugando con la nieve cerca del vivac del cubo en el Yelmo
Planta congelada
La bajada nos llevó el mismo tiempo que la subida porque había mucho hielo aún, y el cansancio se notaba. Pero lo pasamos genial buscando hielo, bichos, buitres, cabras,...

La primera vez que he subido con mi hijo mayor a la pradera del Yelmo, una excursión familiar muy chula que seguro que él ni yo olvidamos nunca, porque la primera vez que ves esta mole de granito no se te olvida jamás... (o eso espero).

El track de la excursión con el RUNTASTIC, pincha aquí.