miércoles, 1 de septiembre de 2010

Estrecho del Mascarat. Vía Triple Directa

Pasadas las dos semanitas familiares y de abundante comida por el norte de España (Asturias y Galicia) y nos tocaba cambiar de aires ya y acercarnos a Calpe a ver a los abuelitos... salimos el domingo 29 de agosto después de comer y aprovechando la siesta de los enanos, llegamos a calpe a darnos un baño antes de cenar. Mandé un email a Hugo Merle que conocí la última vez que estuvimos por Calpe por si andaba por allí y podíamos ir a trepar juntos...
Hugo en el tercer largo de la triple directa al Mascarat.
El mismo día uno Hugo empezaba a trabajar y fue cuando vio mi email, así que esa misma mañana me llamó y quedamos para trepar hacia las 16h. en Calpe. Esa tarde aún apretaba el sol y decidimos  ir a conocer el estrecho del Mascarat, a la sombra y donde suele correr el viento. A Hugo le habian hablado bien de la Triple Directa; una via que combina varios largos de diferentes vias, equipamiento clásico. Así que dejamos el coche en la urbanización Maryvilla y bajamos por la carretera hasta el fondo del barranco. Hugo empezó el primer largo con sorpresa al lado de la reunión: una serpiente se le paseo por al lado. El segundo largo era cortito con un pasito a la entrada y reunión debajo del diedro del tercer largo. Los dos nos olvidamos las cámaras y sólo pude hacer algunas fotos con el móvil.
última reunión antes de salir de la Triple Directa al Mascarat.
Después del diedro del tercer largo que hizo Hugo, me tocó el cuarto largo empalmándolo con una travesía hacia la izquierda y aunque utilizamos la primera reunión que vimos, después hay que seguir hacia la izquierda hasta ver un diedro fisurado oculto, con una reunión debajo con spit+puente de roca. Desde allí se ven los 2 últimos largos de la vía (Bulder Terminal), el primero un 6a y el segundo un 6b, los dos a equipar aunque hay algún clavo o buril aislado. Así que me pedí el primer largo y llegué a la reunión de la foto, aunque unos metros más arriba hay otra reunión con 2 spits, más cómoda.
Hugo Merlé en el último largo de la via.
Así que Hugo hizo lo propio y se curró el último y espectacular largo, disfrutando! Después una pequeña trepada para llegar a la arista y bajar andando al coche. A las 21h. estábamos en calpe de nuevo. Triunfamos con una tarde cojonuda y una via muy disfrutona, estética y aérea aunque un poco molesto el ruido de los coches, merece mucho la pena.

Nosotros hicimos en total 6 largos y creo que salvo para los 2 finales el resto apenas pusimos algún cacharro entre clavo o espit. Los 2 últimos largos son los que realmente necesitan equipamiento; con los camalot del 1,2,3 y algún micro, además de unos fisureros creo que será suficiente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada